miércoles, 19 de junio de 2019

Reseñando Películas: "On your wedding day"


Hola a tod@s! :) El veranito ya está  a la vuelta de la esquina y yo no podría estar más feliz, porque de nuevo vuelvo a tener algo de vida para mí y para pasarme por aquí de nuevo y escribir todas mis locuras. Pero hoy no será el día en que yo, personalmente vuelva, si no que nuestra estupenda colaboradora Adriana, se anima a dejarnos otras de sus estupendas reseñas, esta vez de la película "On Your Wedding Day"









FICHA TÉCNICA

  • Título: 너의 결혼식 / Neoui Gyeolhonsik
  • Título en ingles: On Your Wedding Day
  • También conocida como: Your Wedding
  • Fecha de estreno: 22-Agosto-2018
  • País: Corea del Sur
  • Género: Drama, Romance, Comedia
  • Duración: 110 min.


Seung Hee (Park Bo Young) y Woo Yeon (Kim Young Kwang) se conocen desde que son estudiantes de secundaria. A Woo Yeon le gusta Seung Hee, pero no sabe si ella siente lo mismo. Después de la graduación de la escuela, ellos empiezan sus carreras, luego de un tiempo Woo Yeon recibe la invitación de boda de Seung Hee.







Esta es una de las muchas películas que tengo almacenas en mi disco duro y ni siquiera sé que están ahí. Ni cómo, cuándo o por qué decidí bajarlas ―ya, debo aprender a ser más ordenada―. Pero de las que siempre acabo tirando esas tardes de domingo que se presentan sin ningún otro plan, para salvarme del aburrimiento. El peor monstro que existe, la humanidad ha cometido autenticas barbaries por su culpa.

Poco después de darle al play y ver aparecer en la pantalla a Kim Young Kwang
se me solucionaron todas las dudas sobre los motivos por los que la peli estaba en mi poder. Me encanta este hombre, me resulta tremendamente atractivo y sexy. Y podría seguir añadiendo calificativos a la lista de virtudes que mis hormonas revolucionadas le ven al muchacho, pero te voy a ahorrar el bochornoso espectáculo ―a ti y, también, a mí misma― para ir directa al tema que nos interesa.❤️





En On Your Wedding Day el imponente Kim Young Kwang es Hwang Woo Yeon, un profesor de Educación Física que un buen día recibe una invitación de bodas
remitida por Hwan Seung Hee (la adorable Park Bo Young). Desde aquí, Woo Yeon hace memoria y retrocede en su propia historia para llevarnos con él a su época de estudiante en un instituto de provincia. Es allí donde conoció a Seung Hee, la chica nueva que de inmediato se gana la atención de los muchachos del cole. Incluido, claro,nuestro prota.

La primera impresión que nos llevamos de Seung Hee es la de una niña bastante fría y antipática. No me cayó muy bien, lo tengo que admitir. Pero al poco tiempo vas entendiendo que su vida no ha sido sencilla, ni mucho menos, y empatizar con ella se vuelve fácil. Las barreras que la joven ha erigido a su alrededor son poco a poco derribadas por el tesón de Woo Yeon. Quien hace méritos para convertirse en ese novio entregado, aunque un poco desesperante y bastante inmaduro, que a muchas nos habría enamorado aun antes de lo que le tomó seducir a Seung Hee. El personaje es muy mono, la verdad.







En estos primeros minutos de amorío adolescente la película me gustó y captó
mi interés. No es que la historia sea para tirar cohetes, pero funciona bastante bien como comedia. Tiene buenos golpes que me hicieron reír. Y… poco más, pero es que tampoco me esperaba mucho.

El filme nos va mostrando la evolución de la relación entre Woo Yeon y Seung
Hee a lo largo de los años. Con varias separaciones y reencuentros que nos dejan entrever que, aunque no tienen el don de la oportunidad, precisamente, en lo que a sincronización para poder estar juntos se refiere, están destinados a ello. La trama es mona y tanto Park Bo Yeung como Kim Young Kwang son buenos actores, por lo que su trabajo es más que correcto. Además, la desmesurada diferencia de estatura entre ambos, que a muchos les puede chocar, personalmente me encantó. Creo que hacían una muy linda pareja. 







Siento debilidad por los hombres altos y las mujeres pequeñitas, quizás porque yo también lo soy y, a pesar de ello, me atraen los grandotes. Otro punto a favor son los amigos de Woo Yeon, que nos dejan entrever ese mundo de camaradería masculina que tanto juego da a la ficción por las mil y una situaciones cómicas que plantean. Siempre me he preguntado si los hombres se comportarán así de verdad cuando no hay mujeres a la vista. Espero que no, pese a que todo me lleva a creer que sí ;-P

Sin embargo, debo decir que este tono divertido y entretenido se tuerce hacia el
final de la peli. Justo cuando nuestros chicos por fin han encontrado la oportunidad de ser una pareja. ¡Qué mira que les costó! Pues resulta que este momento, tan esperado por el espectador, es el que Woo Yeon elige para dejar de ser el chico ideal y convertirse en un idiota.





A ver, On Your Wedding Day es una historia muy sencilla. Una que podría ser la
de cualquiera de nuestros amigos, vecinos o familiares. Está muy cerca de la
cotidianidad y bien lejos de ser un romance épico. En este sentido, y siguiendo la tónica realista que la define, lo que hace Woo Yeon no es ninguna monstruosidad por lo que no podamos perdonarlo. Simplemente, el chaval cae en la estupidez de pensar que su vida es un asco por culpa de los demás.

¿Te suena? Sí, a todos nos ha pasado una vez.

Y esa, precisamente, es la moraleja que saco de la película: el cómo muchas
veces tenemos todo para ser felices y, sin embargo, no sabemos verlo. O somos tan injustos de culpar a otro sin tener en cuenta lo mucho que hemos logrado gracias a él/ella. El egoísmo es casi tan malo como el aburrimiento, si no más.




Al final, y a pesar de todas las risas que me arrancaron estos personajes con sus
ocurrencias, me quedé con una sensación triste, desilusionada… Quizás porque soy muy Disney y esperaba mi final de cuento de hadas. De verdad que, hasta el último momento, estuve esperanzada en él. Pero no, la realidad se impuso en la ficción para fastidiar mi mundo lleno de unicornios, arcoíris y algodones de azúcar. Después de que empezaron a correr los créditos no me quedó más remedio que aceptarlo.

En definitiva: On Your Wedding Day es una película entretenida, para pasar un
buen rato, pero que termina cayendo en ese gusto tan coreano por el drama.

Ya estás avisad@. Ahora, darle una oportunidad o no es cosa tuya. ��


























2 comentarios:

  1. Holii ^^
    La verdad es que no conocía esta película :/ Respecto a dramas me suelo enterar cuales son los de emisión pero de películas siempre ando muy perdida xD
    Sinceramente, no se si veré esta película... Kim Young Kwang no me mata (no me mates xD), así que te lo dejo todito para ti jaja Y la película me parece la tipica que has visto miles de veces. Lo único que me llama la atención es el final porque yo soy la reina del drama y me encanta que las series/pelis/libros acaben mal xDD
    Quien sabe, quizá un día que este aburrida le de una oportunidad.
    La reseña te ha quedado genial, super completa ^^
    Un besitooo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero...¡¿cómo que no te gusta Kim Young Kwang?! Eso no te lo puedo perdonar ;-P

      La verdad es que es tal como dices: una película como hay tantas. No tiene nada especial, aunque tampoco es que sea mala. Si no tienes otra cosa que ver es una buena opción, pero solo en ese caso.

      Muchas gracias por leer la reseña y comentar.

      Eliminar